Home / Destacada / Los puntos centrales del proyecto de Reforma Judicial

Los puntos centrales del proyecto de Reforma Judicial

El Salón Blanco de la Casa Rosada fue el escenario que eligió Alberto Fernández para anunciar hoy su proyecto de reforma judicial que apuntará a revisar el funcionamiento de la Corte Suprema y de los jueces de Comodoro Py, entre sus principales aspectos.

El presidente destacó que propondrá “organizar mejor la justicia federal” para que “el poder decisorio no se concentre en poco magistrados” porque eso fue llevó a que el fuero “se politizara”. El mandatairo resaltó la necesidad de una reforma judicial para que “nunca más” exista “una política que judicializa los disensos”, y aseguró que sin un sistema de justicia “independiente del poder político, no hay república y democracia”.

La iniciativa propondrá unificar y duplicar los juzgados federales y designar un consejo de notables para que asesore al Poder Ejecutivo sobre el funcionamiento del sistema. Fernández aseguró que “la defensa del derecho reclama como indispensable que el sistema se adecué a la norma” y que “el Poder Judicial deba estar en manos dignas, no permeables a ninguna presión”.

“Lo que estamos proponiendo hoy no es otra cosa que consolidar una Justicia independiente, regida por las mayores normas de transparencia y que desarrolle los procesos con celeridad y eficiencia. Estoy convencido que todos los argentinos y argentinas participan de estos propósitos”, manifestó.

 

“En primer término, el proyecto crea la Justicia Federal Penal con asiento en esta Ciudad Autónoma de Buenos Aires, mediante la consolidación de los fueros Criminal y Correccional Federal y Penal Económico. Cada uno de esos Tribunales actuarán en lo sucesivo con una de las dos secretarías que actualmente tienen. La restante se convertirá en secretaría de 23 nuevos tribunales que se sumarán para acabar de conformar el fuero. Esta lógica de ampliación del número de juzgados, ha tenido muy en cuenta la necesidad de adecuar la labor jurisdiccional a la demanda que deriva de la puesta en marcha del sistema acusatorio que impone el Código Procesal Penal Federal”, explicó.

“De esta manera, buscamos superar que el poder decisorio se concentre en un reducido número de magistrados y magistradas que, como sucede en la actualidad, tienen el poder de conocer y decidir en casi la totalidad de las causas con relevancia institucional y consecuentemente mediática. Estas han sido circunstancias determinantes para que este fuero se politizara del modo en que ha ocurrido”, argumentó el presidente.

El proyecto propondrá transferir a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires la competencia para investigar y juzgar la totalidad de los delitos no federales cometidos en su territorio, completando de este modo el proceso de transferencia de competencias penales que aún hoy se encuentra pendiente.

“En un segundo título, la ley propicia la unificación plena de la materia Civil y Comercial Federal con la que es propia del Contencioso Administrativo. En este caso, se ha considerado la experiencia que da cuenta de los numerosos conflictos de competencia que suscitan entre ambos fueros, lo que atenta contra la celeridad, eficiencia y eficacia tan reclamada a la labor judicial” sostuvo Fernández.

 

“El tercer título de la ley propone un fortalecimiento de la Justicia Federal en el interior del país”, manifestó el mandatario. Allí, se pondrá en marcha una iniciativa que ya tuvo trámite parlamentario en el Congreso y que por las normas reglamentarias vigentes, ha caducado: La iniciativa que se propone recoge el texto de un proyecto de ley impulsado por la anterior gestión de gobierno en el marco del programa “Justicia 2020”.

“Aquella iniciativa tuvo en consideración los 114 proyectos de ley presentados desde el año 2008 sobre creación de juzgados federales, poniendo el objetivo en el fortalecimiento de la justicia federal con asiento en las provincias y la especialización por materia evitando con ello el establecimiento de competencias múltiples” señaló el presidente.

Finalmente, la ley impondría, en su capítulo final, una serie de reglas de actuación que deberán respetar los jueces federales, como mantener un trato equivalente con las partes, sus representantes y abogados, evitar comportamientos que indiquen favoritismo, predisposición o prejuicio respecto de cualquiera de las partes, garantizar que las personas reciban un trato digno e igualitario y ejercer sus funciones libres de interferencias, entre otras.

Síntesis
📌El proyecto crea la Justicia Federal Penal, mediante la consolidación de los fueros criminal y correccional penal y penal económica.

📌Cada uno de los juzgados actuarán con una de las dos secretarías que actualmente tienen. La restante se convertirá en secretaría de 23 nuevos tribunales que se sumarán.

📌Sistema de subrogancias con máxima transparencia en la designación de los jueces, en la que intervendrán la Cámara Nacional de Casación en lo Criminal y Correccional, el Consejo de la Magistratura y el Senado de la Nación.

📌La nueva estructura en nada afecta el criterio del juez natural.

📌Se ha previsto la unificación de las Cámaras de Apelaciones y la creación de tribunales orales.

📌Los concursos del Consejo de la Magistratura para cubrir los nuevos juzgados debe realizarse por prueba de oposición oral y publica.

📌Traspaso a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires de la totalidad de los delitos no federales cometidos en su territorio.

📌Unificación plena de la materia Civil y Comercial federal, con la del Contencioso Administrativo.

📌Fortalecimiento de la justicia federal en el interior del país.

📌Se repondrán las reglas de actuación que deberán respetar los jueces y juezas federales: mantener trato equivalente con las partes; evitar comportamientos que indiquen favoritismo o prejuicio; garantizar que las personas tengan un trato digno e igualitario; comunicar al Consejo de la Magistratura cualquier intento de influencia en sus decisiones por parte de poderes políticos o económicos; evitar que el clamor público y el miedo a las críticas incidan en sus decisiones; evitar valerse del cargo para promover intereses privados.

Creación del Consejo consultivo para el fortalecimiento del Poder Judicial y del Ministerio Público, con juristas reconocidos.

📌El consejo deberá elevar a consideración del presidente propuestas concretas sobre una mejora en el sistema de justicia, el mejor funcionamiento de la Corte Suprema, el Consejo de la Magistratura, el Ministerio Público Fiscal y el Ministerio Público de la Defensa.

📌Los miembros del Consejo tendrán plena autonomía para recomendar al presidente lo que crean conveniente. De las recomendaciones saldrán los proyectos de ley que serán elevados al Congreso de la Nación.

Check Also

El Comité de Emergencia de San Cristóbal evaluó la situación de la pandemia

El senador Michlig, en su calidad de presidente del Co.De.Co., expresó que “se evaluaron todos ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *